Inicio > Biblia, Cristianos, Dios, Mensajes > El Temor a Dios

El Temor a Dios


Continuamos el análisis sobre las cualidades expresadas en el post ‘Tener La Mente de Cristo“, hoy estaremos analizando lo siguiente: Cuando tenemos La Mente de Cristo tememos a Dios.

2 Corintios 7:1 Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios.

Cuando tememos a Dios le somos reverentes y por lo tanto le respetamos, por lo tanto le somos obedientes. Cuando obedecemos a Dios hacemos Su Voluntad y por lo tanto Él se agrada de nosotros.

Tener La Mente de Cristo implica el hacer La Voluntad de Dios y esto tan solo lo haremos si le tememos, no es un temor de miedo, sino un temor de obediencia, reverencia y respeto, un temor que nos conlleva a admirarlo tal como Él es, admiramos Su Amor, admiramos Su Gracia, admiramos Su Misericordia y todo lo que Él es para con nosotros.

Efesios 5:21 Someteos unos a otros en el temor de Dios.

Cuando tememos a Dios somos humildes, reconocemos que no somos perfectos y que nos podemos equivocar, también estamos dispuesto a escuchar los concejos, recomendaciones y sugerencias que nos puedan ofrecer aunque no siempre estemos de acuerdo con ellas. El tener La Mente de Cristo conlleva que temamos a Dios y por lo tanto no seamos soberbios sino dóciles y sumisos, reconociendo que Dios se puede comunicar con nosotros a través de nuestro prójimo por lo tanto sabemos escuchar.

Hebreos 12:28 Así que, recibiendo nosotros un reino inconmovible, tengamos gratitud, y mediante ella sirvamos a Dios agradándole con temor y reverencia.

Por ende le tememos a Dios por Gratitud, ya que nos encontramos Agradecidos por todo lo que Él ha hecho para con nosotros, siendo culpables recibimos el Perdón, siendo malditos recibimos Bendición, habiendo estando condenados recibimos SALVACIÓN!

El tener La Mente de Cristo conlleva a Temer a Dios, somos agradecidos cuando Tememos a Dios.

¡Dios te bendiga!

Sígueme en twitter: @AngelAntonioD

***

ARTÍCULOS RELACIONADOS

  1. mayo 29, 2012 a las 4:23 am

    Hay muchos estudios que tratan del temor de Dios. Alguien considera que no se puede temer a Dios sino que sólo se puede amar y respetar a Él, argumentándolo con el hecho de que los hijos no temen a sus padres sino solamente aman y por eso Dios también reclama de nosotros nada más que el amor. Pero con leer atentamente la Biblia, sin hablar siquiera del Antiguo Testamento, hasta que en el Nuevo Testamento se ve claramente que no hay que sólo amar a Dios sino también hay que temerlo. Hay que temerlo a Él, “porque nuestro Dios es un fuego devorador” (Hebreos 12:29).

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: