Inicio > Amor, Biblia, Dios, Mensajes, Predicación, Reflexiones, Vida > El Sacrificio de Jesús

El Sacrificio de Jesús


Isaías 53:1-6 ¿Quién ha creído a nuestro anuncio? ¿y sobre quién se ha manifestado el brazo de Jehová? Subirá cual renuevo delante de él, y como raíz de tierra seca; no hay parecer en él, ni hermosura; le veremos, mas sin atractivo para que le deseemos.

Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos. Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido.

 Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él, y por su llaga fuimos nosotros curados. Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros.

Hacen ya mucho más de 2000 años que Jesús murió por la humanidad, sacrificio que realizó de una vez por todas a favor nuestro, a través de dicho sacrificio el pagó el precio de nuestras rebeliones, pecados y enfermedades, al día de hoy por vía de El nosotros tenemos Salvación y Vida Eterna.

Dios se manifestó por medio de El tomando forma de hombre y habitó por espacio de 33 años – de los cuales 3 años y medio lo dedicó al ministerio – llevando las buenas nuevas donde quiera que iba, además de manifestar El Poder de Dios a través de las sanidades, liberaciones, resurrección de muertos, alimentar a los hambrientos, entre  otros, pero todo eso quedó eclipsado por lo más importante: El Sacrificio de La Cruz.

Fue humillado, despreciado, rechazado, experimentó dolores, fue quebrantado, menospreciado y maltratado, El sufrió todo eso no porque no pudiera librarse, no porque no tuviera con que defenderse, sino porque era necesario para que el día de hoy tu y yo podamos ser salvos A través del Sacrificio de La Cruz llevó nuestras enfermedades – Por tal motivo hoy podemos ser sanos en Su Nombre. A través del Sacrificio de La Cruz sufrió nuestros dolores, fue herido y abatido por de causa nuestras rebeliones.

Molido por nuestros pecados ¡Que frase tan poderosa es ésta! Jesucristo fue tan golpeado y maltratado que en la profecía que Isaías escribió sobre dicho episodio lo comparó como cuando algo es molido.

Jesús  Su Amor hacia nosotros mostró a través de Su Sacrificio en La Cruz del Calvario, derramando Su Sangre por cada uno de nosotros, para redimirnos de todo peso del pecado, para que ya no seamos más esclavos de la muerte, sino que seamos Hijos de Dios. Te invitamos hoy a reconocerlo y aceptarlo como El Único y Suficiente Salvador de tu vida.

Síguenos en twitter: @elrincongozoso

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: